Cosas de Casa, Familia

Vuelta al Cole

¡La vuelta al cole!“Los encuentros y desencuentros entre el niño y sus cuidadores  durante los primeros años de vida constituye un auténtico aprendizaje emocional”.  Daniel Goleman

Hace poco tiempo estaba en una sala de espera de una consulta. Había a mi lado un niño de unos 6 años jugando con su móvil, a su lado su madre  también con su móvil chateaba con alguien. Pasado unos 10 minutos en niño  en voz baja pedía algo para su mama. Como ella no le atendió, él siguió con sus peticiones. Al no conseguir la atención de la madre el niño empezó a dar vueltas en círculos, al rato, que nos pareció mucho, la madre le cogió con fuerza  por el brazo y le dijo.- “¡deje ya  tonterías!”  y siguió chateando…..

Al leer esta historia pienso que a cada una de nosotras nos ha hecho empatizar con el niño.   Podemos ver cómo este niño estaba buscando  desesperadamente la atención de su madre. Pero  también podemos  actuar   igualmente a esta madre. Vivimos en un mundo laboral que no entiende de  los tiempos de un niño. Y nosotros agotados y presionados por  el tiempo del mundo laboral, de nuestras obligaciones  como madre y esposas somos  enredados a no dar  tiempo de calidad que los niños requieren. Pero, para desarrollarse  como personas  con  Inteligencia Emocional los niños necesitan tiempo de calidad con sus padres.

pinterest

¿Qué es la Inteligencia Emocional? Salovey  y Mayer identificaron cinco capacidades parciales que integran la inteligencia Emocional que son:a. Reconocer las emociones.  b. Saber manejar las propias emociones c. Utilizar el potencial existented. Saber ponerse en lugar de los demáse. Crear relaciones sociales

Unas de las maneras de desarrollar estas habilidades es mantener conversaciones con los niños. Aprovechemos los huecos que tenemos  de traslado en el coche, en las filas, en las salas de espera para entablar conversaciones con ellos. Al inicio pude parecer raro al niño, pero se insistís en esto ellos disfrutarán. Empiece contando tus gustos a él,  y le pregunte los suyos, después  pude ser tus sueños y cómo te siente  no de una manera profunda que le sea comprensible. Luego ellos te contarán sus cosas y disfrutarán juntos. ¡La alegría en familia es  muy importante para que el niño pueda desarrollarse  todas sus capacidades emocionales!

Otra manera práctica de entablar conversaciones  con los niños es haciendo actividades con ellos, como cocinar  por ejemplo. Los niños y adultos se relajan desarrollando una actividad que les de alegría. Cocinar es una actividad relajante  y al mismo tiempo nos trae  un retorno inmediato y concreto (al que el niño pude coger con las manos)  del esfuerzo realizado, o sea, pude alegrarse con el. Esto es muy importante porque al estudiar el niño obtienen resultados  a largo plazo (como son los exámenes) y no como un dulce que pude coger, oler, degustar y tocar etc.

Las experiencias sensoriales también son importantes; ¿Quien  no se acuerda de un dulce de su infancia? ¿o de la comida de su abuela?Al cocinar con el niño deje que  se divierta. No es necesario que salga perfecto, sólo que disfrutemos  juntos del resultado. ¡La alegría de vivir aumenta nuestra inteligencia emocional!

“Panal de miel son las palabras amables: endulzan la vida y dan salud al cuerpo” (Proverbios 16.24)

¿Vamos a cocinar?

 He decorado estas tartas  con  gominolas, son muy fáciles de montar y decorar pues he utilizado los bizcochos comprados. Como no es necesario cocinar los rellenos y  la cobertura,  ¡los niños pueden participar en todo!   ¡Y les encantará  participar en la decoración!   

Tarta de gominolas


Ingredientes: 1 paquete con 3 bizcochos (los he comprado de Mercadona). 

1º Relleno y cobertura

1 tajo de dulce de leche pequeño ,150 g de queso Filadelfia

Decoración

1 paquete de nubes rosa y blanca (Mercadona) ,1 paquete de gominolas.

Modo de preparo: Batir el queso filadelfia y mezclar el dulce de leche. Dejar en la nevera.  Almíbar: Llevar al fuego   2 ciruelas lavadas y picadas  mezclada con 3 cucharas de azúcar y 1 taza de agua y deje hervir 4 minutos. Reserve

Preparo:   Separe los bizcochos con un cuchillo plano o espátula y  báñelos con el almíbar. Sobre una fuente de servir  ponga un de los bizcocho, ponga  una  capa gruesita  del relleno elegido, otra capa de bizcocho y así sucesivamente hasta terminar con una capa del relleno que servirá como cobertura.  Ponga las nubes alrededor de la tarta y con un cuchillo calentando en agua caliente  corte las  nubes que va a poner  por encima. Mida las nubes para que al cortarlas  se queden mas o menos del  mismo tamaño de las nubes que decoran la lateral. Luego  deje que los niños pongan  las gominolas como más les guste.

Tarta Hello Kitty

Relleno y cobertura

500 ml de nata muy fría, 6 cucharas de azúcar glas, 1 cucharada de zumo de limón

Decoración

1 paquetes de obleas (Dr. Oetker), 1 Tajito de corazones multicolores (Dr.Oetker)

Modo de preparo: Montar la nata con el limón e ir añadiendo el azúcar. Dejar  en la nevera

Preparo: Montar la tarta como la anterior. Distribuir  la última capa de nata uniformemente. Distribuir las obleas y los corazones de azúcar dejando  libre la creatividad  de los niños. 

Rosa del Pino

entretenimiento

El reto de ser valiente

Una película para recomendar:

Sinopsis:

Cuatro hombres, un llamado: Servir y proteger.

Como agentes del orden, Adam, Nathan, David, y Shane, son hombres confiados y enfocados, haciéndoles frente a los peores peligros de las calles. Sin embargo, al final del día, ninguno de ellos está realmente preparado para enfrentar: el desafío de ser padres de familia. Si bien siempre dan lo mejor en el trabajo, lo “necesariamente bueno” parece ser lo único que ellos pueden alcanzar a ser como padres. Pero pronto descubren que en verdad se equivocan. Cuando la tragedia golpea su casa, estos hombres luchan internamente contra sus temores, sus esperanzas, su fe, y su paternidad. Patrullar y proteger las calles les es fácil y natural, pero ¿criar a sus hijos para que honren a Dios? Eso es ser valiente.

“Por mi parte, mi familia y yo serviremos al Señor” (Josué 24:15).

Repleta de acción, llena de drama, RETO DE VALIENTES es la nueva película de los creadores de “A prueba de Fuego” (FIREPROOF). Los espectadores reirán, llorarán, y disfrutarán a medida que sean desafiados e inspirados por estos héroes cotidianos que aspiran a ser padres que impactan la vida de sus hijos.

MariCruz

Uncategorized

8 mentiras que nuestros adolescentes creen sobre el sexo

Publicación originalmente publicada por Edurne en su blog  EL VIAJE DE UNA MUJER

Como padres, sabemos que, a medida que nuestros hijos crecen, el sexo comienza a estar presente de una manera u otra. Vivimos en una sociedad híper sexualizada en la que, por mucho que queramos protegerlos, el sexo es omnipresente. En aras de la libertad, queramos o no, nuestros hijos reciben información. A veces buena, a veces mala.

¿Lo mejor? Que tus hijos puedan tener la información sobre el sexo que ellos necesitan de ti, que puedas ayudarles a comprender qué dice la Palabra de Dios sobre las relaciones, sobre el sexo, sobre qué hacer o qué no hacer conforme a lo que Dios dice.

Mucha de toda esta información que reciben es falsa o está tergiversada y les hace tener ideas equivocadas. Por eso hoy voy a hablarte sobre 8 mentiras que nuestros jóvenes creen sobre el sexo, con la idea de que puedas usarlas en una conversación abierta con tus hijos y conocer su punto de vista.

Una vez que sabemos lo que piensan, podremos ayudarles a ver el sexo tal y como Dios lo ve y ayudarles a sacar estas idea falsas que tienen sobre él.

1. Todo el mundo lo hace

No. No todo el mundo lo hace. No todo el mundo tiene sexo antes del matrimonio ni hay ninguna ley no escrita que dice que, si algo está mal, deja de estarlo tan solo por el hecho de que todos lo estén haciendo. Hay muchos jóvenes que esperan hasta el matrimonio, hay muchos jóvenes que no ceden a la presión de los amigos para tener sexo a edad temprana. Pero se necesita ser fuertes para decir “no”. Y se necesita aún ser más fuertes para decir “no, porque no es esto lo que Dios quiere que haga”. Ayudemos a nuestros hijos a fortaleceré en el Señor y en el poder de Su fuerza para resistir.

2. No es para tanto.

Sí, sí lo es. Involucrarse físicamente con otra persona no sale gratis. Siempre hay consecuencias físicas, emocionales y espirituales. Y es precisamente por eso por lo que Dios puso tanto énfasis en el marco adecuado (y, consecuentemente, la edad y la madurez apropiadas) para tener cualquier tipo de contacto sexual. Nuestros jóvenes tienen que tener claro que tener sexo fuera del matrimonio siempre trae consecuencias y es nuestra obligación recordárselo.

3. La virginidad solo se pierde cuando hay una relación con penetración

Hay jóvenes que piensan que siguen siendo vírgenes sin importar lo que hagan o cuánto se toquen mientras no haya coito. La virginidad, sin embargo, va más allá. Es una elección consciente de no involucrarse en ningún tipo de práctica sexual hasta el matrimonio. Dejemos claro en caso qué es la pureza y qué significa para la vida de una persona.

4. El sexo y el amor son lo mismo.

No, no son lo mismo, son un complemento. Que estés enamorado no significa que esa sea una razón para acostarte con alguien. El amor es una decisión y el sexo también. Muchas veces nuestros jóvenes piensan que, si sienten amor por alguien, lo lógico es que tengan sexo con esa persona. Ayudémoslos a separar ambas cosas y a que tomen buenas decisiones.

5. El sexo es un pecado menor.

El pecado no tiene medida. No hay grande pecado grande ni pecado pequeño. ¿Es matar lo mismo que contar una mentira o tener sexo con alguien fuera del matrimonio? Quizás a nuestros ojos no, pero a los ojos de Dios, sí. Hablemos con nuestros hijos para dejarles claro que pecado es pecado en todo momento.

6. Mi fuerza de voluntad es mayor que cualquier tentación

Eso es lo que pensamos en todas las áreas de nuestra vida… y eso es lo que nos hace fallar en muchas de ellas, incluyendo el sexo. La tentación muchas veces es mucho más fuerte de lo que nosotros pensamos. Ayudemos a nuestros hijos a mantener sus ojos fijos en Dios y a que puedan poner límites que les ayuden a resistir la tentación.

7. Ver porno o masturbarse no cuenta como sexo.

El sexo no tiene que ver solo con lo físico, sino también con lo mental. De aquello que llenemos nuestra mente hablará nuestra vida. Llenar nuestro corazón de pornografía o masturbarse son el primer paso para que el sexo se convierta en algo “normal” o “habitual” y a que banalicemos su importancia.

8. Ya he tenido sexo, así que todo esto no me importa.

Nunca es tarde. Dios siempre perdona al que se arrepiente (=pide perdón y cambia su conducta) y da nuevas oportunidades cada mañana. Si nuestros hijos ya se han involucrado en cualquier tipo de relación sexual con otros, deben tener claro que pueden comenzar de nuevo y que Dios los está esperando con los brazos abiertos si quieren hacer Su voluntad.

Hablemos con nuestros hijos de todos estos temas aunque para algunas pueda ser difícil. El sexo es algo natural, es algo creado por Dios. No lo hagamos un tabú ni pretendamos que nuestros jóvenes tomarán decisiones adecuadas aunque no tengan dirección alguna sobre el tema.

¿Qué piensas sobre el tema? ¿De qué manera has abordado o piensas abordar el tema del sexo con tus hijos? ¡Cuéntanos tu experiencia!

Contenta en Su servicio,

Edurne