Día del Trabajo, Uncategorized

Día del Trabajo … ¡y muchos sin él!

Al querer escribir algo que pudiera animar y ayudar estuve pensando en temas relacionados con el trabajo. Me di cuenta que en estos momentos el tema no es la actitud que tenemos delante del trabajo, no es el cuánto estamos preparados para hacerlo, no es cuándo nos van dar el reconocimiento que merecemos o reajustarnos el sueldo …

La dinámica del momento es que muchos se quedarán sin ello.  ¿Qué puedo publicar yo que solucione esta situación?  Mis recursos personales son limitados, pero creo en el poder de la oración.

Quisiera ofreceros que participéis de la cadena de oración por trabajo en la página de Mujeres de Oran, en Facebook.  Pasad por allá y dejad vuestro nombre.  Centenares de personas hoy mismo alrededor del mundo estarán orando por todos los nombres que encuentren allí. 


En segundo lugar quisiera compartir esta ilustración que descubrí y quizás pueda traer una palabra de ánimo a todos los que lo están pasando mal por falta de trabajo y recursos.  La he encontrado en el blog http://chrismaralondra.com/

¿Zanahoria, Huevo o Cafe?

Una hija se quejaba con su padre acerca de su vida y cómo las cosas le resultaban tan difíciles. No sabía cómo hacer para seguir adelante y creía que se daría por vencida. Estaba cansada de luchar. Parecía que cuando solucionaba un problema, aparecía otro.

Su padre, un chef de cocina, la llevó a su lugar de trabajo. Allí llenó tres ollas con agua y las colocó sobre fuego fuerte. Pronto el agua de las tres ollas estaba hirviendo. En una colocó zanahorias, en otra colocó huevos y en la última colocó granos de café. Las dejó hervir sin decir palabra.

La hija esperó impacientemente, preguntándose qué estaría haciendo su padre. A los veinte minutos el padre apagó el fuego. Sacó las zanahorias y las colocó en un tazón. Sacó los huevos y los colocó en otro plato. Finalmente, coló el café y lo puso en un tercer recipiente.

Mirando a su hija le dijo: “Querida, ¿qué ves?” -”Zanahorias, huevos y café” fue su respuesta. La hizo acercarse y le pidió que tocara las zanahorias. Ella lo hizo y notó que estaban blandas. Luego le pidió que tomara un huevo y lo rompiera. Luego de sacarle la cáscara, observó el huevo duro. Luego le pidió que probara el café. Ella sonrió mientras disfrutaba de su rico aroma.

Humildemente la hija preguntó: “¿Qué significa esto, padre?” Él le explicó que los tres elementos habían enfrentado la misma adversidad: agua hirviendo, pero habían reaccionado en forma diferente.

La zanahoria llegó al agua fuerte, dura; pero después de pasar por el agua hirviendo se había vuelto débil, fácil de deshacer. 

El huevo había llegado al agua frágil, su cáscara fina protegía su interior líquido; pero después de estar en agua hirviendo, su interior se había endurecido.

Los granos de café sin embargo eran únicos; después de estar en agua hirviendo, habían cambiado al agua.

“¿Cuál eres tú?”, le preguntó a su hija.

“Cuando la adversidad llama a tu puerta, ¿cómo respondes? ¿Eres una zanahoria que parece fuerte pero que cuando la adversidad y el dolor te tocan, te vuelves débil y pierdes tu fortaleza?

 ¿Eres un huevo, que comienza con un corazón maleable? Poseías un espíritu fluido, pero después de una muerte, una separación, o un despido te has vuelto duro y rígido? Por fuera te ves igual, pero ¿eres amargado y áspero, con un espíritu y un corazón endurecido? 

¿O eres como un grano de café? El café cambia por el agua hirviendo, el elemento que le causa dolor. Cuando el agua llega al punto de ebullición el café alcanza su mejor sabor. Si eres como el grano de café, cuando las cosas se ponen peor, tú reaccionas mejor y haces que las cosas a tu alrededor mejoren.

Y tú, ¿cuál de los tres eres?

Queda este pensamiento en este Día del Trabajo durante esta crisis económica.  

Salmos 43: 5¿Por qué te abates, oh alma mía, Y por qué te turbas dentro de mí? Espera en Dios; porque aún he de alabarle, Salvación mía y Dios mío.

Mara

Uncategorized

Sugerencias en la búsqueda de empleo

PARTE 1
Cuando entramos en el grupo de parados de larga duración llega un momento en que nos da la sensación que no sabemos buscar trabajo. El sistema de mandar currículo a diferentes empresas y esperar que alguna responda parece ineficaz y cansado.
Sin lugar a dudas, desde que existe Internet, la búsqueda de empleo es más eficaz y rápida gracias a la presencia de cientos de páginas con ofertas de trabajo, pero, ¿lo estamos haciendo bien?
Los especialistas en el tema de empleo como Carolyn Magnani, asesora de carreras profesionales en la Universidad de Lausana, Suiza,
nos comenta que “la mayoría dedica un 80% de su tiempo a buscar ofertas de empleo y enviar currículo y el 20% restante a hacer contactos.
Lo que funciona es justamente lo contrario”.
 Si seguimos su consejo, vemos que la clave está en crear una buena red de contactos y a partir de ahí intentar acceder a las empresas que interesan. Es decir, se trata de identificar a empleados de las compañías que interesen y tratar de comunicarse con ellos a través de plataformas como LINKEDIN, la red profesional más importante del mundo. Todo el que busca empleo debería tener su perfil en Linkedin actualizado y activo. Si todavía no lo tienes, ponte manos a la obra.
He catalogado las webs más populares, las que todo el mundo consulta cuando se hacen las búsquedas de empleo en Internet:
1. Infojobs: si quieres recibir las ofertas tienes que registrarte.

2. Infoempleo: Tiene dos apartados interesantes que son el blog y la web de formación.

3. Laboris: Es una de las bolsas más importantes de nuestro país. Tiene un servicio de geolocalización, que permite a los candidatos conocer las empresas más cercanas a su domicilio.

4. El País / Monster: Permite la posibilidad de guardar los puestos de trabajo que solicitas y las ofertas que te parecen más interesantes. Además, te ofrece información de las empresas que se han interesado por tu CV.

5. Trabajamo.net:
 Es un portal social el cual permite conectar a profesionales directamente con ofertas de trabajo de sus potenciales clientes. Debes registrarte.

La búsqueda de empleo ha llegado también al sector de las aplicaciones para los móviles que te permitirán consultar las ofertas estés donde estés.
1. JOBEEPER: es una app que te da opción a recibir ofertas en el móvil.

2. JOBANDTALENT:
 tienes que crear tu perfil profesional y regístrate a través de tu mail o a través de Facebook.

Hoy queremos compartir unos consejos prácticos e imprescindibles para enfrentar ese momento tan deseado que es la entrevista de trabajo pero que a la vez puede ser unos de los momentos que genera un alto nivel de nerviosismo.
Recuerda que nunca tendrás una segunda oportunidad para causar una primera impresión.
Es importante que llegues seguro y demuestres todas tus habilidades y para ello te daremos 4 reglas de oro:
1º regla de oro:

Lleva una copia de tu CV. Revisa y aprenderte todos los datos del CV que has enviado, ya que sobre esta información se basan todas las entrevistas de trabajo.
Lo importante es que no titubees al responder sobre este tema.

2º regla de oro:

En una entrevista de trabajo pueden hacerte una gran variedad de preguntas personales, de formación, de experiencia laboral, sobre el empleo que optas. Por lo tanto, es muy importante que prepares las respuestas a todas las posibles preguntas que te puedan hacer, incluso ensayando sólo o delante de un amigo. Debes ser siempre honesto, sin mentir ni hacer respuestas increíbles. Piensa que generalmente las entrevistas de trabajo las hacen psicólogos y personas muy entrenadas para detectar información falsa, Evita criticar a personas o empresas anteriores en las que has trabajado.

Para preguntas personales como religión, política, sexualidad, fracasos personales, se debe responder con educación, sin alterarse. En algunas ocasiones es mejor expresar que no consideras la pregunta relevante para ocupar el puesto de trabajo.

Respira y tómate tu tiempo para pensar y reflexionar antes de emitir tu respuesta.

3ª regla de oro

En la mayoría de entrevista de trabajo te darán la opción de plantear preguntas que tengas. Tienes que ver este momento como tu gran oportunidad de oro y para ello tienes que preparar tus preguntas. Demuestra tu interés por el cargo y la empresa. 

No es conveniente que preguntes sobre sueldo, horarios o vacaciones.

Algunos ejemplos de preguntas podrían ser:

– ¿Cuál es el paso a seguir en el proceso de selección? ¿Me llamarán?, ¿en cuánto tiempo tendré una respuesta?

– ¿Qué expectativas se tiene en la empresa sobre la persona seleccionada para el puesto?, ¿Cuántos compañeros de trabajo hay en el área?

– ¿Qué clientes maneja la empresa? ¿Hay programa de formación?

4ª regla de oro

Ir bien informado sobre la empresa que te va a entrevistar, porque demostrará motivación e interés de tu parte con respecto al trabajo. Indaga en internet sobre aspectos como la misión, visión, objetivos, personal, tiempo de mercado, trabajos realizados, localización geográfica de sus sedes, clientes, etc.

Ir bien informado sobre la empresa que te va a entrevistar

Las referencias que pueden dar de ti otras personas.

Es una de las técnicas que se utilizan para verificar los datos del CV. Para ellos se realizarán llamadas o se solicitan escritos para confrontar la información y para solicitar un informe sobre ti.

La referencia debe contener:

– Tus datos, aclarar la relación que tienes con la persona que lo emite, hace cuánto tiempo te conoce y qué opinión tiene de ti.

– Informe de las funciones que tenías y como ha sido tu desempeño en ellas.

– Cualidades y valores personales.
La referencia es una herramienta que te ayuda a que seas elegido en el nuevo empleo.

Continuará …

Raili