Mujeres que Inspiran

Embelleciendo un delantal

Este mes estamos viendo la historia de Dorcas y aprendiendo de su vida. Si quieres saber más sobre ella, te invitamos a ir a la publicación de Gloria de la semana pasada. Allí encontrarás una mujer que a través de la costura pudo ayudar a muchas otras mujeres necesitadas. Es un gran ejemplo.

Hoy, Ana nos presenta un proyecto muy creativo utilizando aguja e hilo, quizás como Dorcas solía hacer. Sin embargo, es un proyecto sencillo que cualquiera de nosotras podemos hacer. Te invito a pasar un tiempo de reflexión sobre la vida de Dorcas mientras lo haces, pensando en cómo tú puedes llegar a ser una Dorcas de hoy en día. Verás que podrás encontrar una manera de marcar la diferencia con lo que sea que te guste o puedas hacer. Es solo querer. Os dejamos con el proyecto de Ana:

Materiales.      

  • Un delantal
  • Dos trocitos de tela
  • Metro. Tijera, alfileres, aguja, hilo y dedal.
  • Un patrón de mariposa.
  • Algún ribete.
  • Hilos de bordar.
  • Fli Selina.
  • Una plancha.

Confección:

– Empezaremos midiendo el bolsillo de nuestro delantal, para proceder a cortar el       trozo de tela y cortamos una tira de otra tela para hacer una cenefa para empezar a formar el bolsillo,

Con la plancha, marcaremos los bordes de la tela y pondremos alfileres para proceder a coser el bolsillo.

Cortamos dos tiras 7 cm de ancho x 50 cm de largo, las cuales doblamos por la mitad y planchamos y seguidamente coseremos, le damos la vuelta, planchamos y cortamos las tiras de nuestro delantal y cosemos las que hemos hecho y le cosemos dos botones como adorno,

Ahora con el patrón de la mariposa ,cortamos en la tela y con Fli Selina lo pegamos con la plancha a nuestro delantal y con los hilos de bordar le hacemos una pequeña puntada decorativa y le cosemos tres botones para formar el cuerpo de la mariposa.

Y ya tenemos nuestro delantal para regalar a alguna buena amiga.

En este mes que estamos estudiando acerca de Dorcas, me enseña su amor y generosidad hacia los más necesitados en cómo les ayudaba cosiéndoles ropa.

Veo el gran corazón de Dios reflejado en Dorcas.

Ana

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.