Crecimiento Personal

Aspectos importantes de la autoestima

La autoestima es un conjunto de percepciones, pensamientos, evaluaciones, sentimientos y tendencias de comportamiento dirigidas hacia nosotros mismos, hacia nuestra manera de ser y de comportarnos, y hacia los rasgos de nuestro cuerpo y nuestro carácter. En resumen, es la percepción evaluativa de nosotros mismos.

La importancia de la autoestima se apoya en que concierne a nuestro ser, a nuestra manera de ser y al sentido de nuestra valía personal. Por lo tanto, puede afectar a nuestra manera de estar y actuar en el mundo y de relacionarnos con los demás. Nada en nuestra manera de pensar, de sentir, de decidir y de actuar escapa a la influencia de la autoestima.

La autoestima tiene que ver con una visión realista de nosotros mismos y se construye a lo largo de los años mediante influencias externas (lo que dice mis profesores, mis compañeros, mi cónyuge, mis amigos, etc.) e influencias internas (la voz interior que  tenemos todos, la auto-crítica). Es importante tener una buena autoestima porque influye en todos los aspectos de nuestra vida.

¿En qué consiste entonces una buena Autoestima?

La persona con una buena autoestima se respeta y ama a sí misma. Acepta sus cualidades y  sus defectos por el simple hecho de ser un ser humano. No cae en comparaciones humillantes. Es tolerante consigo mismo y con los demás.

Las ventajas de tener una  buena autoestima…

·         Más aceptación de uno mismo y de los demás

·         Ser más amable con uno mismo

·        Tener Ideas claras sobre lo que se quiere:  Menos tensión y estrés

·         Tener mejor aspecto

·         Mejor manejo social y menor deseabilidad

·         Tener  independencia, equilibrio y control

·         Estar más dispuestos a recibir y ofrecer cariño y afecto

·         Ser libre de envidia

·         Capacidad para asumir cambios y riesgos

·         Problemas no. Retos sí

·         Más confianza en sí mismo al realizar cualquier actividad

·         Defender bien mis derechos

·         Capaz de hablar con sinceridad sobre mis éxitos y fracasos

 Debemos pensar: -Si mi autoestima fuera más alta, mi vida sería mejor  en cuanto a…

Una de las cosas que merma nuestra  autoestima es la crítica patológica. Según Eugene Sagan es nuestra voz interior negativa que nos ataca nos juzga y nos condena. 

La Crítica Patológica:

      Nos acusa de que las cosas van mal

         Nos compara con los logros de los demás

         Nos pone como objetivo la perfección, un imposible

        Nos machaca ante el más mínimo error

         Registra nuestros fracasos, pero nunca nuestros éxitos

         Nos impone exigencias a cumplir

         Nos habla en término de TODO o NADA

         La crítica nos etiqueta con contundencia

         La crítica nos induce al error del advino

         La crítica usa un lenguaje exagerado

         Es absolutamente venenosa. Más que cualquier trauma

         Habla como se fuera un telegrama

         Saca a relucir siempre lo peor de nuestra vida.

         Parece incontrolable

La culpabilidad solo nos lleva al remordimiento y sabemos dónde puede llevarnos, ¿os acordáis de Judas, el discípulo de Jesús? El remordimiento lo llevó al suicidio, pero si se hubiera arrepentido y pedido perdón, habría tenido una oportunidad de cambio como la tuvo Pedro el otro discípulo que negó a Jesús y le falló en el momento que su amigo y compañero más lo necesitaba. Pedro lloró amargamente por estar arrepentido y Jesús después de la resurrección  trató personalmente con él, ofreciéndole una oportunidad de cambio cuando le preguntó tres veces (¡Sí 3 veces!) si Pedro le amaba. Por fin Pedro, que significa “piedra”, se derrumbó e hizo una bella declaración de amor y de fe con pocas palabras, se sentía tan avergonzado que Jesús tuvo que arrancársela:

-Señor tú lo sabes todo; ¡tú sabes que te amo! Y Jesús le dijo  apacienta mis ovejas. Jesús le perdonó y le entregó lo que tenía de más valor: las personas que creyeron en él. 

Juan 21:15-17

Hay una cosita más que me gustaría aclarar: 

La autoestima puede ser mejorada. ¿Cómo?  

Contrarrestándose  la crítica patológica con la realidad.

La crítica patológica te dice: – ¡eres un fracaso!  Pregúntate  a ti mismo: ¿fracaso en todo lo que hago yo?  ¡Pues no! Puedo estar sin trabajo, pero esto no es mi culpa y si aun lo fuera ¡¡¡siempre puedo intentar mejorar!!!

¡Vamos, chicas, ánimo!

Rosa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .